Rómulo Pardo Urías escribe

El filo

A veces ocurre

que pierdes tu mirada

sobre la faz del tiempo

y escribiste silencios

contra el destino.

A veces sin sentido

caminan los días y los años

pero existe un horizonte

convergencia del sol y del vacío

como grafía obsoleta del siglo XII.

A veces todas las vidas son inútiles

y otras veces son zafiros de alegría

aunque las caricias oceánicas del amor

escriban su nombre como silbidos estridentes.

A veces, sólo a aveces, la cama no está

para ti ni tú estás para las personas.

Entonces toda canción es recuerdo

pero de los asiduos torrentes del pánico.

2 replies »

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.