Lectura en el ahora: novela naturalista japonesa El Edredón de Tayama Katai

Uno de los dramas más complicados y recurrentes, más rotundos y plenos, es la salida de los individuos de su ceno familiar. Si existe una forma social, sus funcionamientos consistirán, no obstante la legitimidad de la violencia, en la posibilidad de reproducirse, de perpetrarse. Ya en mi adolescencia pensaba en escribir un guión sobre un … Continúa leyendo Lectura en el ahora: novela naturalista japonesa El Edredón de Tayama Katai

Del remilgar improvisaciones líricas o de cómo tornarse un autómata textual

Oh taxista nocturno que del conocimiento y la cultura griega me inquiriste, ¿fue antes la poesía que la filosofía, antes la historia que la gramática? Desconocer entonces es también rememorar los caminos del mediterráneo y sus olivos y sus vides, también la tumba de Homero en las Cícladas, también entonces Creta y la mitología. Espera … Continúa leyendo Del remilgar improvisaciones líricas o de cómo tornarse un autómata textual

Irreverencia poética 22

Hoy no existe este presente marcado de papeles. Remonta una turba los escondites del medio día como fuentes borbotando negrura histórica. Empedernidos cuchicheos cabalgan los rayos de sol y la tormenta, renombrar entonces de los húmedos espejos de concreto, maquina huídas entre autos, jets, aviones y trenes. Hoy estaban las nubes hermosas como tu cuerpo … Continúa leyendo Irreverencia poética 22

Vomitividad y verbalismo

Falsifico mi emotividad, falsifico mis ideas, falsifico, evado, el torrente cierto, acuoso, de la lengua. Desconozco de retórica, inmensamente ataco el teclado, pam, pam, pam. No es verdad que por escribir uno sea escritor, es mucho más complicado, pero tampoco es cierto que uno deje de escribir: escriba dice un buen amigo librero. Existe una … Continúa leyendo Vomitividad y verbalismo

Teoría del instinto mutilado 4

Aflora la costa escritura: si maremotos de sentido refulgen en la playa de papel somos saltos seguros de saltar. Cae en nuestra lengua —de torcedura indómita la flexibilidad verbal— una porción terrena, salubre, indecisa, de simbolismo. Roto espejo alfabeto carcomido en cinta boca lengua código y señal... siempre que es nada nadie acompaña al nosotros … Continúa leyendo Teoría del instinto mutilado 4

Cartografía del instante 1

Machucar el alma contra el sopor del truco esgrime siempre en la fábula un siniestro desenlace: nuestra, la boca espuma, textualiza linderos fugitivos. Escupir hacia el silencio los restos del quebranto es cantar al oído eterno la balada derruida de cansancio que somos siempre, aquí y ahora.

Anécdota fugitiva

Despliega una época despistar nombres como siluetas de barcos —óxido interior la bocanada de luz— cuando envejece el silencio torpe del cielo.  

De la conflictividad autobiográfico-existencial de una estancia zamorana en vías de ingresar a un posgrado

Dejé en mi diario vivir el espacio a la escritura que aquí concierne, primero por razones laborales, segundo por razones creativas, tercero por razones académicas. Estoy en medio de un proceso de selección para ingresar a un reconocido programa académico de posgrado en Zamora, Michoacán. Esto me condujo a preparar documentos y realizar ciertas diligencias, … Continúa leyendo De la conflictividad autobiográfico-existencial de una estancia zamorana en vías de ingresar a un posgrado

Nena 1 copia

    Desearte restringe en mi andar las esquirlas de un cuerpo roto: nosotros hoy saltamos estrellados al paraíso perdido.        

Vitalicia

Pedí el deseo de tocarte. Digitalizaste mi silencio hecho trizas. El escaneo de mis noches fuiste. Cornea lasser tu aliento surco y camino: adelante estaba la cima de un nosotros quemazón nuestra ingravidez.