Gramatopoeticografia y literatocentrismo alfabetocéntrico

Caos intelectual

Me enfrento a las posiciones oscilantes del hermeneuta malo, del exégeta aburrido, en una pocilga neokantiana que no traduce los atisbos racionales. Mi desobjetivación materialista no alcanza, no es figura, no llena más que un inmenso trauma. No escarmiento, porque me enfrento a la hoja en blanco.

No hay un platonismo en mí, no hay un aristotelismo, no hay un cartesianismo. Nada, no siquiera seguidor y lector de los alemanes, ni siquiera comprensivo, ni siquiera algo distinto a la aseveración falaz de que en España y sus colonias no hubo ilustración. También un falso poliglotismo se ha instaurado en mí. Mi legado de ignorancia no deberá continuar.

Me arremete la falta de disciplina, la falta de constancia y hacer terrenal de lo infinito textual. Porque en el escondite donde los filósofos me orillaron no hay economía política ni pensamiento ideológico, no hay más que ese trauma de la modernidad, esa imposibilidad de ser, ese no ser ahora, ese nunca ser modernos. Entre mezclo tradiciones, me excomulgo de las disciplinas, me invento esquemas historicistas, me pierdo en la historiografía, soy un miope cultural.

Ni siquiera del canon analítico pornográfico tengo suficiente bagaje. Soy una piltrafa eidética, cultural, literaria. Sí, me falta tanto, me sobra miedo y endeblez. Soy la marioneta fatigada de los inalcanzables instantes de una metafísica ontológica ya caduca. Me atiborro imaginando la filosofía de las formas digitales porque en el fondo no comprendo la cultura, no entiendo qué hay que hacer para dejar de ser un imbécil pedante que ha leído un poco de todo sin saber de nada. Soy víctima de la especialización, ahí hay otro trauma, el de pretenderme generalista cuando eso también es una hoja caída del árbol del conocimiento.

Me embarga la idolatría de los grades contemporáneos míos: ensayistas, conferencistas, poetas, historiadores, filósofos, antropólogos. ¿Qué he aportado yo al saber? ¿Qué he realizado? ¿Cuál es mi postura crítica? Soy un desahuciado cultural también. No leo, no veo cine, no escucho música. Soy un desierto, ese desierto alfabético, ese fosilidad de la letra, sí, soy un fósil escrito. Fosilizada mi voz, no tengo más héroes, no sigo a nadie, no comprendo la actualidad, ni el pasado, no creo en el futuro.

Disperso, siempre termino queriendo resarcir mis faltas formativas. No entiendo las controversias intelectuales, no entiendo los mecanismos de la producción intelectual. Los cobijos me retienen. Le apuesto a elaboraciones culturales también caducas. Me pierdo inmerso en las bibliotecas digitales europeas para no conseguir nada más que documentos y fuentes estructuradas nordalmente de un personaje que en palabras de algunos no fue importante en México. ¿Qué es México? No ya desde la posición del siglo XX, no ya desde los 500 años del arribo español. ¿Ha habido distintos procesos de hispanización en México? Claro… ¿Por qué me obsesiono, debería renunciar a mis pretensiones académicas? Dice un buen amigo y maestro, no es lo mismo ser un académico exitoso que un intelectual. ¿Qué soy? No lo sé. Dicen, escritor… no, otros dijeron escriba. No sé cifrar, no sé simbolizar ni metaforizar. No sé esconder mensajes ni leer entre líneas.

Tengo una pobre cultura, me gusta la pintura, todo es una falsedad, un caos de ideas. Este mecanicismo, esta falta de coherencia, este remilgo prosístico ¿qué es? ¿qué soy?

Rancio intento de ser alguien, rancia escritura, rancia marcha libresca. Maldita digitalidad.

 

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .