Blogging poético

Orquidea

Para Valery

 

Cuando cultivé la orquídea

solo pensaba en ti, en revolverme

en tus brazos, mi querida Valery.

Cuando llegaba esa tarde

mi mirada hacía temblar

el más prófugo recuerdo

de nuestro último andar,

mi querida Valery ¿cómo

te voy a olvidar? Si en mis

antagonismos presentes

no descifro encontrar

una persona más linda, tierna,

hermosa y cabal, como lo eres tú

ahora, en mi infinito peligro

por naufragar. Valery de mis ojitos

nunca te voy a olvidar,

si en estos días marchitos,

yo te pudiera abrazar,

Valery de mis adentros,

te abrazaría sin parar.

 

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .