Desinstintividad musicalista

De mis ancestros rockeros en español

Hice esta pequeña colección de Cds de rock argentina, obras clásicas, muchas faltantes. Otras llegaron por casete, de Soda Stereo, Seru Giran, Enanitos Verdes, Sui Generis, entre otras bandas. Siempre he estado fuera de la movida, siempre distante del diálogo con las tendencias y las modas. Llego tarde a los éxitos. Soy un prematuro, inmaduro, desconectado. Esta colección la hice entre 1997 y 2008. Éxitos, recorridos, pistas, temas. Canciones fabulosas, grandes hits, inmejorables arreglos. Colección hoy ya accesible en Spotify, accesible en Youtube, disponible en línea. Identidad que conformó mi juventud y mi gusto música. Autores, obras y momentos de vida, actuar, hacer, crear, leer, barrer, limpiar, creer, soñar. Amores y desamores, entusiasmo, certezas, preguntas, líricas, versos, baterías, bajos, ritmos, sonidos, jazz, blues, pianos, guitarras, samplers,, mucho de lo que fui la primera década del siglo XXI. Hoy ya en el baúl del olvido y los recuerdos, piezas que se humedecerán, que se quedarán encerradas para desintegrarse. Una época que terminó hace tiempo, cuando dejé de escuchar música, de 2010 a 2020. Hoy que estoy en 2021 y que me acerco a cumplir 40 años. En una perspectiva de crisis y de cuestionamiento, de incertidumbre, de duda, de falacia en el recorrido vital que he desarrollado. Al final vuelvo a la música, el mundo ahí está, pero es otro. Vuelvo al mismo punto, sólo doy vueltas, me mantengo firme en el espejismo. La guerra de los tapetes sigue ahí, impulsada por las demenciales fuerzas históricas yanki-islámicas. Yo me perdí en el maremoto paranoide de delirios, fantasmas, desquicios, miedos, excesos. Hoy me encuentro en el mundo en una intentona de ser alguien y tener un lugar aquí. No sé si lo consiga. Estoy en sí registrando, embalsamándome públicamente. Rockeros de otros tiempos, algunos vigentes, otros mundos, otros tiempos, otros países, otras formas y sensibilidades. Ya es tarde para muchos intentos. Todo cambia precipitadamente, rápida y abruptamente. Quizá no cumpla otro ciclo de 20 años. Estos discos me nutrieron. Altamente su música me llenó e inspiró. Hoy ya son olvido en mí.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.