Entre tiempos ausculto
voces como imanes del hierro
formado con palabras.
Este circo indómito
neblina de alfabetos
constriñe lozano
el escondite del sol,
su sepultura gris
a medio día. Envoltorio
incurable el arrabal
del olvido cual mantis
lista a devorar mi ignorancia.
Sombría La Luz
irradiando el hábito
del diálogo con las entrañas
apoltronadas del ser un átomo
de salto al universo corrompido
entre la galaxia de escrituras
desfiguradas. Atribulada mancha
encumbrando estrenos
que a nadie importan,
como navegación por el estrecho
golfo de lo innecesario.
Amalgama derruida la faz que ausculto
en esta noche absorta
que me absorbe ténue
al torbellino enquistado
de un mañana indescifrable.

Photo by Jeremy Mu00fcller on Pexels.com